Columna

Candidatos, otros tiempos

No existe un casco para eliminar grupos indeseables de neuronas y reponer nuevas células, y por eso Cuauhtémoc Blanco adelanta por mucho a sus contendientes en las encuestas en Morelos; los morelenses serán gobernados, es un decir, por un hijo del barrio bravo de Tepito.

 

Repantigado en el mullido sillón del amplísimo estudio, Gil leyó la noticia en su periódico Reforma: estudiantes de ingeniería de la Universidad Autónoma de Querétaro diseñaron un casco para infiltrar pequeñas dosis de nitrógeno y combatir de manera efectiva, rápida y barata la pediculosis, es decir, la infesta de piojos. Como lo oyen, nuestros graves problemas han llegado a su fin con este casco queretano que asesina piojos en un dos por tres. Gilga les pide a los jóvenes científicos que inventen un casco para eliminar grupos indeseables de neuronas y reposiciones de nuevas células.

Ese casco no existe, por eso Cuauhtémoc Blanco adelanta por mucho a sus contendientes en las encuestas para gobernador del estado de Morelos. Los morelenses serán gobernados, es un decir, por un hijo del barrio bravo de Tepito. Según su periódico El Universal, Blanc de Blancs lleva 33.7 por ciento sobre sus siete rivales, incluyendo 20 por ciento sobre el segundo lugar del sondeo.

Seguir leyendo…