Arte

Analizan inconsistencias en textos atribuidos a Morelos e Hidalgo

El historiador Carlos Herrejón estudia la “Carta Jubileo” y otros documentos que no coinciden cronológicamente

Notimex

México.- A partir de un riguroso análisis historiográfico, el investigador mexicano Carlos Herrejón (1942) encontró inconsistencias cronológicas, históricas, de personajes y escenarios en algunos textos atribuidos a los insurgentes Miguel Hidalgo (1753-1811) y José María Morelos y Pavón (1765-1815).

Al dictar una conferencia magistral como parte de la Jornada Conmemorativa del 250 aniversario del natalicio del Generalísimo, en el Museo Regional de Michoacán, el especialista habló sobre la llamada “Carta Jubileo”.

Señaló que la misiva fue escrita supuestamente por Miguel Hidalgo el 4 de septiembre de 1810 y publicada en 1965 en el texto “Morelos. Documentos compilados, anotados y precedidos de una introducción”, a cargo del historiador michoacano Antonio Arriaga.

Esta carta, agregó, supone que Hidalgo preparaba el movimiento al menos desde julio de 1810, para lo cual había tenido una entrevista con Morelos, a fines de ese mes, señala un comunicado del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Posteriormente, en la primera mitad de agosto, el cura de Dolores recibió noticias del centro, dice la carta, indicándole que el 29 de octubre de 1810 sería el Gran Jubileo, expresión que equivalía al levantamiento armado.

De acuerdo con la misiva, para confirmar la noticia, el cura Hidalgo se trasladó a Querétaro a mediados de agosto; de regreso en Dolores recibió la visita, supuestamente, de Mariano Matamoros, y a principios de septiembre, el Padre de la Patria le escribe a Morelos para contarle todo.

“Algunas de las inconsistencias radican en que el promotor de la conspiración no fue Hidalgo, sino Allende. Si bien, el cura, desde fines del siglo XVIII, consideraba conveniente la independencia y criticaba al gobierno por despótico, no se comprometió en ningún plan o conspiración”, agregó.

“Hidalgo estuvo dispuesto a participar en un eventual levantamiento con sus artesanos, lo cual no significaba que él la encabezaría. No fue sino hasta principio de septiembre cuando aceptó participar en la dirigencia”, explicó el investigador de El Colegio de Michoacán.

Otro dato es la entrevista de Hidalgo con Morelos, a fines de julio de 1810, que consigna la carta. Toda la comunicación conocida indica que para entonces Hidalgo estaba en su parroquia y Morelos en la suya (Carácuaro), distantes entre sí a varios días de camino.

“Morelos firmó en Carácuaro, a fines de mayo, un poder a su cuñado Miguel Cervantes para no ir a Valladolid, de modo que no tenía contemplado ir a la ciudad y, por tanto, no pudo haber tenido lugar tal entrevista.

“Además, el real encuentro de Hidalgo y Morelos en Charo e Indaparapeo el 20 de octubre de 1810, no concuerda con la cuidadosa preparación del ‘Gran Jubileo’, cuya fecha de levantamiento nunca se planeó para el 29 de octubre, como dice la carta, sino para el 29 de septiembre, primero, y luego para el 2 de octubre, conforme a documentos auténticos”, agregó.

Otro caso que se analizó fue la carta sobre el inicio de la primera campaña militar de Morelos. El texto supuestamente escrito por el autor de “Los Sentimiento de la Nación”, está incluido en la obra Michoacán histórico y legendario, del historiador michoacano Jesús Romero Flores, publicado en 1945.

En dicho escrito, datado el 1 de noviembre de 1810, en Huetamo, se ofrecen otros datos respecto a los primeros días de lucha.

En la misiva dirigida a don Francisco Díaz de Velasco, Morelos supuestamente relataba que llegó a ese poblado con 16 indígenas armados y tres días después, ya contaba con 294 de a pie y 50 de a caballo, cifra que está en duda y que muy posiblemente buscaba enaltecer la participación de Huetamo en los inicios de la campaña.

“Este tipo de documentos surgieron en esa época para responder a críticas lanzadas contra los próceres, como es el caso de la primera carta, que en el fondo pretende mostrar que Hidalgo no obró de manera intempestiva, sino de manera muy premeditada”, apuntó

Mientras que en el segundo caso, se buscaba enaltecer la participación de pueblos en la lucha, como Nocupétaro y Huetamo, en otros casos”, concluyó Carlos Herrejón, quien publicará en fecha próxima una amplia biografía de Morelos en la que se incluye un apéndice sobre documentos apócrifos.

You Might Also Like